Mariela Eula @ Psicoanálisis

Home » Grupos

Category Archives: Grupos

TDA: ¿Sabías tú?

file9381273099223

 

¿Sabías que el criterio utilizado para determinar la presencia de TDA-H es la respuesta positiva al fármaco?

” El problema que se plantea cuando la salud y los diagnósticos son una mercancía regulada por el mercado es que muchas veces se terminan creando enfermedades para las cuales ciertos medicamentos parecerían útiles. Con respecto al TDA-H, aparece una situación curiosa, como no existe ninguna prueba de laboratorio que lo determine, se utiliza la supuesta respuesta positiva al fármaco para diagnosticar “la enfermedad”. Es importante aclarar que en relación con ninguna otra “enfermedad”, el diagnóstico se realiza por la respuesta al medicamento, ya que eso desconoce, entre otras cosas, el factor de respuesta positiva al placebo. Esto nos plantea un problema ético insoslayable que los profesionales de la salud no podemos desconocer.”

[…]

“(…) en Argentina fue registrado un aumento del consumo de metilfenidato (la droga que se utiliza para el TDA-H) desde 1994 a 2005 en un 900%. En las zonas de mayor poder adquisitivo hay colegios que tienen hasta un 30%  de alumnos medicados con psico-estimulantes. Estos psico-estimulantes tienen muchísimas contra-indicaciones y efectos adversos que no suelen ser tenidos en cuenta a la hora de priorizar los riesgos, como las dificultades de crecimiento, el peso, el sueño, incluso el riesgo a problemas cardíacos, en relación con el supuesto beneficio que el niño se quede más quieto en el aula, se porte bien o “produzca” mejor (en el corto plazo, ya que en el largo plazo las investigaciones indican que los cambios no se sostienen).”

[…]

“Así es como se va construyendo una subjetividad que responde a los mandatos epocales, sin tomar en cuenta la singularidad, los contextos socio-políticos, los vínculos, la historia. Sujetos transparentes que pueden ser diagnosticados por máquinas eficaces y entrenados para producir más y mejor. Diagnósticos que no pueden parar porque así lo exige la maquinaria.”

STAVCHANSKY, L., UNTOIGLICH, G. Infancias. Entre espectros y trastornos. (2017) Paradiso, México.

PERSPECTIVAS PSICOANALÌTICAS DE PAREJA Y DE FAMILIA

couples

Autor: Ismail YILDIZ, MD, MSc., Psicoanalista. Miembro Titular de Asociación Psicoanalítica Colombiana (APC), Federación Psicoanalítica de America Latina (FEPAL) e International Psychoanalytical Association (IPA).

CONTENIDOS

 CAPÍTULO I. ELECCIÓN DEL COMPAÑERO DE PAREJA

I.1. Introducción

I.2. Factores de vinculación según la visión sociobiológica y etológica de pareja y de familia

I.2.1. Solicitación de asistencia y la imploración infantil

I.2.2. La solidaridad en el combate y la vinculación por el miedo

I.2.3. El vínculo sexual

I.3. Los factores conscientes de elección del compañero de pareja

I.4. Los factores inconscientes de elección del compañero de pareja

I.4.1. Lenguajes y modos de interpretación en la pareja

I.4.2. El inconsciente y la elección del compañero de pareja

I.4.2.1. Datos psicoanalíticos iniciales

1- La especificidad de un tipo de elección conyugal

2- La elección referida a las imágenes parentales

3- Elección de objeto y pulsiones pregenitales

4- Elección conyugal y organización defensiva

I.4.2.2. Datos psicoanalíticos posteriores

1- Escisión, idealización y elección de compañero de pareja

2- Diferentes maneras de limitar la relación para mantener la idealización de un objeto bueno

3- Racionalizaciones justificadoras de la idealización

4- Elección de tipo de relación y lucha contra la depresión

5- Elección de un compañero de pareja como protección contra el riesgo de un amor intenso

6- Elección de pareja y reacción ante la intrusión

I.5. De la comprensión psicoanalítica a la comprensión sistémica y vincular

I.5.1. Engranaje de los procesos individuales y estructuración diádica

I.5.2. Distribución de papeles e inducción por el grupo

I.5.3. Elección de la debilidad “mutua”

I.5.4. Atracción mutua y colusión

 

CAPÍTULO II. EVOLUCIÓN DE LA PAREJA Y DE LA FAMILIA

II.1. Encantamiento amoroso y luna de miel

II.1.1. Las primeras fases

II.1.2. Luna de miel

II.1.2.1. Luna de miel y simbiosis

II.1.2.2. Procesos intrapsíquicos: aspectos tópicos; maduración

II.2. Crisis de la pareja y trabajo psíquico de duelo

II.2.1. Reacciones precríticas

II.2.2. Crisis y evolución poscrítica

II.2.2.1. Decepción, falla y relación de objeto

II.2.2.2. Ruptura de idealización y de la escisión

II.2.2.3. Trabajo psíquico de duelo y “desconfirmación” mutua

II.3. Crisis y distanciamiento del objeto

II.4. Los que “aman” demasiado

II.5. Retorno de lo reprimido

II.5.1. Retorno de Edipo

II.5.2. Retorno de la homosexualidad

II.5.3. Retorno de lo pregenital

II.5.4. El compañero como soporte de las representaciones de los objetos malos interiorizados

 

CAPÍTULO III. COMUNICACIÓN DE LA PAREJA

III.1. Multiplicidad de los canales de comunicación

III.2. Significantes fácticos

III.3. Actitudes como significantes y su interpretación variable

III.4. Disminución de comunicación y comunicación confusa

 

CAPÍTULO IV. PODER EN LA PAREJA

IV.1. Pareja y sociedad

IV.2. Lo que se espera de la pareja

IV.3. Relaciones de poder y factores económicos

IV.4. Otros apoyos de relaciones de poder

IV.5. Relaciones de fuerza y factores afectivos

IV.6. El poder eficaz está oculto

 

CAPÍTULO V. FUNCIONES PSÍQUICAS DE LA PAREJA

V.1. No todas las funciones de la pareja son psíquicas

V.2. La pareja de tipo conyugal y la duración

V.3. Compromiso y sus beneficios

V.4. Ventajas, riesgos y efectos patógenos

 

CAPÍTULO VI. TERAPIA DE PAREJA Y DE FAMILIA

VI.1. Criterios para una psicopatología de la vida de pareja

VI.2. Introducción a la teoría de la técnica de la terapia de pareja y de familia

VI.2.1. Entrevistas de “evaluación” de la pareja o de familia

VI.2.2. Los modos de intervención del terapeuta

VI.2.2.1. Fomentar la comunicación

VI.2.2.2. Descripción

VI.2.2.3. Señalamiento

VI.2.2.4. Interpretación

VI.2.3. Transferencia, contratransferencia, identificación proyectiva, contraidentificación proyectiva

VI.3. Algunas conclusiones

 

CAPÍTULO VII. CASOS CLÍNICOS Y COMENTARIOS

VII.1. Elección referida a la imagen del padre del sexo opuesto

VII.2. Elección referida negativamente a la imagen del padre del sexo opuesto

VII.3. Elección referida negativamente a la imagen del padre del sexo opuesto

VII.4. Mantenimiento de la idealización de un objeto bueno anulando la perspectiva del tiempo

VII.5. Pobreza afectiva, ruptura de una relación amorosa y suicidio

VII.6. Elección de un compañero de pareja como protección contra el riesgo de un amor intenso

VII.7. Reacción ante la intrusión

VII.8. Elección de la debilidad mutua; pareja como sistema

VII.9. Elección neurótica; el síntoma y el poder; masoquismo

VII.10. Desconfirmación sutil, crisis de pareja

VII.11. Desconfirmación, crisis de pareja; pareja de psicólogos analizados

VII.12. Retorno de Edipo

VII.13. Evolución diferente de uno de los integrantes; quiere “salir” del Edipo

VII.14. El retorno de la homosexualidad

VII.15. Pareja “terapéutica”

VII.16. El poder y los factores afectivos

VII.17. Cierta distribución del poder

VII.18. “Juego” de poder

 

ACCEDER A EBOOK COMPLETO




Seminarios 2015/2016: Vínculo y sexualidad

EULA MARIELA_Vínculo y sexualidad en el joven con DI_Med

Destinatarios:

Padres de familia que estén interesados en tener un mayor conocimiento sobre los procesos de subjetivación humana,  y obtener herramientas para mejorar la integración socioafectiva de sus hijos con Discapacidad Intelectual 

Si bien en el seminario se abordan algunas especificidades de la sexualidad de los jóvenes con discapacidad intelectual, el contenido general del programa se centra en el concepto de “sexualidad ampliada”, por lo que su carácter es universal y de valor para el desarrollo psicosexual de todo niño y adulto. Como finalidad última,  desde una perspectiva social, este trabajo aspira a promover una mayor comprensión de la sexualidad propia, un mejor vínculo psicosexual con los hijos/alumnos/niños a nuestro cuidado, y a brindar herramientas eficientes para la prevención de la violencia intrafamiliar y social. 


Descargar mapa mental

Para información sobre nuevos Seminarios profesionales

 Consultar AQUÍ


 ¡Muchas gracias!


Edición 2015/2016 del Seminario

ALGUNAS REFLEXIONES POSTERIORES

La edición de este Seminario durante 2015/2016 contó con el apoyo de:  Nuevo Mundo en Educación Especial. IAP , de  CEPESAM. Centro de Estudios de Posgrado en Salud Mental, y de Caminando Juntos, DIF Querétaro

El cupo se completó  de forma inmediata (en 72 hs tras publicado el seminario), y se contó con una audiencia integrada por padres de familia, psicólogas, médicos, preceptoras y asistentes sociales de amplia experiencia.

Al finalizar el curso se elaboraron protocolos de trabajo para la solución de problemáticas específicas (vinculadas con la sexualidad y el desarrollo) de cada institución o situación familiar. Este tipo de estrategias posibilita una aplicación concreta de los conocimientos adquiridos.


 ¿Quieres inscribirte en este seminario?

Por teléfono/email:

2015/ 2016 :   Psic. Ana Gabriela Romero – Tels. 4421970956-4422282165

(CUPOS AGOTADOS/ CONCLUIDO)

CONSULTAS 2017 (  Fechas por confirmarse) :

Lic. Mariela Eula:  contacto@marielaeula.com

O puedes hacerlo aquí:

NIÑO HIPERACTIVO: ¿Mito o realidad? Por J. L. Tizón

RESUMEN

Se introduce el tema con un breve repaso del síndrome en las clasificaciones DSM y CIE y de algunas limitaciones de las mismas. A continuación se amplía la reflexión sobre tres aspectos concretos del síndrome: el empírico, con breves referencias a la genómica y la neuroquímica cerebrales; el teórico, con insistencia en una perspectiva psicopatológica, y pragmático, revisando los tratamientos propuestos para tal síndrome. Se termina con una reflexión sobre los diversos tipos de guías o protocolos clínicos y sobre las dificultades para desarrollar guías o protocolos clínicos alternativos a los dominantes y a los progresivamente impuestos por la BigPharma. PALABRAS CLAVE: hiperactividad, trastorno del comportamiento, anfentaminas.


LEER ARTÍCULO




René Kaës : Entrevista. Aparato Psíquico Vincular.

Ezequiel A. Jaroslavsky:

Marcos Bernard basado en sus hipótesis acerca del Aparato Psíquico Grupal, plantea extenderlo a todo vínculo humano denominándolo Aparato Psíquico Vincular, ¿cómo piensa esta propuesta y qué nos podría decir al respecto?

René Kaës:

Su pregunta me parece apropiada. Ruffiot ha utilizado en sus investigaciones el modelo del aparato psíquico grupal para aplicarlo a la familia y a la pareja; otros lo han utilizado para trabajar sobre la conformación de los vínculos y de las instancias de la realidad psíquica en las instituciones, como los equipos de cuidados médicos que tienen otros fines. Había propuesto esta extensión en 1976, pero agregándole la necesidad de tratar cada configuración del vínculo según su especificidad, y según su modo específico de acoplamiento (appareillage). Pienso que era también una preocupación que compartíamos con Marcos Bernard. Marcos ha sido un amigo muy querido y un notable lector de mis trabajos, él ha contribuido a hacerlos conocer en la Argentina y en el Uruguay, y también los de la “Escuela Francesa”.

A partir del momento en que busqué una extensión del modelo inicial he utilizado también este concepto, más abarcativo, del aparato psíquico vincular. Pero, si por un lado hemos avanzado en la construcción de una hipótesis psicoanalítica sobre la consistencia del vínculo, en tanto que lugar de una realidad específica, por el contrario no hemos avanzado mucho en el estudio comparativo de las modalidades de funcionamiento del aparato psíquico vincular en las diferentes configuraciones del vínculo. Una de esas dificultades reside, desde mi punto de vista, en el hecho, que ya lo había señalado con el aparato psíquico grupal, al diferenciar los organizadores psíquicos inconscientes y los organizadores socioculturales del grupo. No sabemos todavía articular bien, con precisión y rigor estos dos tipos de organizadores. Nos referimos frecuentemente al “contexto social y cultural” pero no disponemos todavía de conceptos útiles y eficaces para describir y comprender como se anudan y se diferencian, en las distintas configuraciones de los vínculos, estos niveles heterogéneos de la realidad.

Hay sin duda diferentes vías de acceso para tratar de ubicar el problema. En el curso de estos últimos años, he intentado aproximarme a ésta articulación proponiendo un hilo conductor en estos niveles diferentes: he pensado entonces, especialmente a propósito de las alianzas inconscientes, que las nociones de garante y de función meta podrían aportar algunas hipótesis no reductoras. He terminado una obra sobre “Las Alianzas Inconscientes”[7], pero pienso que habrá que retomar la cuestión en forma más especifica. Una de las cuestiones que obstaculizan es el método. Al pasar del diván al grupo, hemos creado un método de investigación y de tratamiento de la realidad psíquica, inaccesible para las prácticas habituales centradas en el individuo. En efecto las formaciones psíquicas que especifica la Gruppenpsyche[8], no son accesibles salvo por un dispositivo ad hoc.

A partir del momento en que hemos podido construir y utilizar el método de investigación (de la realidad psíquica en el grupo) hemos podido prestar atención y observar formaciones y procesos que podíamos experimentar y comprender. Hemos podido tener también una mirada crítica sobre las magníficas especulaciones freudianas a propósito de los grupos y de las instituciones. Pero no disponemos de algo similar cuando trabajamos en el nivel social, aunque esto no quiere decir que no hay nada.

Pienso que sería bueno proceder con una doble investigación: un estudio diferencial de las configuraciones del vínculo para poner a prueba lo que nos enseña el modelo del aparato psíquico del vínculo, tal como es pensado en la actualidad; otro trabajo es proponer una metodología y un modelo para pensar las articulaciones entre el campo de la realidad psíquica y el de la realidad social. Este trabajo pasa por un estudio epistemológico crítico de los modelos que han sido ya propuestos. Pero también transita por estudios clínicos que no se limiten a colocar conceptos, que como el gorro de dormir y los harapos de la ropa de cama (robe de chambre) del filósofo, del cual habla Heine, servirían para “tapar los agujeros del edificio del mundo” y de nuestra ignorancia.

LEER MÁS…

¿Por qué las terapias ineficaces parecen funcionar?

Esta (bastante mala) traducción al español es un resumen del artículo original “Why Ineffective Psychotherapies Appear to Work: A Taxonomy of Causes of Spurious Therapeutic Effectiveness”, de Scott O. Lilienfeld , publicado en inglés por http://www.latzmanlab.com/, y a disposición del lector AQUÍ.

Esta nota sirve como referencia orientativa para aquellos que no tienen conocimientos del idioma inglés.

Para quienes tienen la posibilidad, se recomienda leer la información el en idioma fuente.

LEER ARTÍCULO EN ESPAÑOL…

¿Por-qué-las-psicoterapias-inefectivas-aparentan-funcionar3-

Why Ineffective Psychotherapies Appear to Work

Why Ineffective Psychotherapies Appear to Work: A Taxonomy of Causes of Spurious Therapeutic Effectiveness

¿Por-qué-las-psicoterapias-inefectivas-aparentan-funcionar3-

Abstract
The past 40 years have generated numerous insights regarding errors in human reasoning. Arguably, clinical practice is the domain of applied psychology in which acknowledging and mitigating these errors is most crucial. We address one such set of errors here, namely, the tendency of some psychologists and other mental health professionals to assume that they can rely on informal clinical observations to infer whether treatments are effective. We delineate four broad, underlying cognitive impediments to accurately evaluating improvement in psychotherapy—naive realism, confirmation bias, illusory causation, and the illusion of control. We then describe 26 causes of spurious therapeutic effectiveness (CSTEs), organized into a taxonomy of three overarching categories: (a) the perception of client change in its actual absence, (b) misinterpretations of actual client change stemming from extratherapeutic factors, and (c) misinterpretations of actual client change stemming from nonspecific treatment factors. These inferential errors can lead clinicians, clients, and researchers to misperceive useless or even harmful psychotherapies as effective. We (a) examine how methodological safeguards help to control for different CSTEs, (b) delineate fruitful directions for research on CSTEs, and (c) consider the implications of CSTEs for everyday clinical practice. An enhanced appreciation of the inferential problems posed by CSTEs may narrow the science–practice gap and foster a heightened appreciation of the need for the methodological safeguards afforded by evidence-based practice.

Keywords
psychotherapy, effectiveness, science–practice gap, confirmation bias, illusory correlation, spontaneous remission,
placebo effect, regression to the mean, effectiveness, efficacy.

READ ARTICLE IN ENGLISH

LEER ARTÍCULO EN ESPAÑOL